5
Ago
2013

Traslaciones: adulterando la realidad

Entrada escrita para #LABlog, el blog de LABoral Centro de Arte y Creación Industrial, Gijón. Exposición Traslaciones. Hasta el 29 de septiembre.

El pasado miércoles 31 de julio se inauguró de manera simultánea en Gijón la exposiciónTraslaciones, una muestra que se celebra en dos sedes, en LABoral Centro de Arte y Creación Industrial y en el Centro de Cultura Antiguo Instituto. Inauguraciones paralelas en el tiempo y fruto del intercambio artístico en el marco del Arco Atlántico que enfrenta el resultado de las residencias artísticas de cinco artistas, tres radicados en Nantes –Neal Beggs, Bevis Martin y Charlie Youle- y dos asturianos –Regina Dejiménez y Fran Meana-.

Pero, ¿por qué el uso del término Traslaciones? Frédéric Emprou, co-comisario de la exposición junto con Alfredo Aracil, nos lo explica en el dossier de la exposición: “El término traslación procede en concreto de la geometría y designa la acción de llevar de un lado a otro o de desplazar a algo o a alguien. En el vocabulario 3D se utiliza para indicar el movimiento de un objeto paralelamente a un eje. También puede ser un falso amigo lingüístico, entre el francés, el español y el inglés, de la palabra traducción”. Acepciones como desplazar o falso, nos dan las claves para entender una exposición cuyo hilo conductor es la exploración de la realidad en sus fronteras con el espacio-objeto-materialidad y el tiempo, evitando conscientemente todo aquello que se puede cartografiar o definir.

Producto de las investigaciones por vías todavía hoy inexploradas nacen cuatro instalaciones generadas en Plataforma 0 Centro de Producción de LABoral, alimentadas y retroalimentadas además entre sí por sus propios recursos heredados de sus respectivos sistemas de arte: Gijón y Nantes. En palabras de Alfredo Aracil, co-comisario del proyecto, las obras: “consiguen trascender el espacio objetivo de lo representado y nos devuelven, en cambio, una nueva experiencia”. Para ello, utilizan la realidad a su antojo y la adulteran gracias a las nuevas tecnologías, acercándonos a lo atemporal y a la ficción, y hablándonos también de la vorágine de nuestra época actual donde cada día las distancias se hacen más cortas y lo local se fusiona con lo global.

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=3kHv0VplI2g&w=640&h=360]

Comenzando por Neal Beggs, el más veterano de los artistas de la exposición, que formó parte de la escena artística escocesa de finales de los años 90, nos sorprende en el Centro de Cultura Antiguo Instituto con una instalación llamada Red River Valley. En ella, se vale de acontecimientos históricos al recuperar la canción antifascista con el mismo título que usaban las Brigadas Internacionales en la Guerra Civil Española. Mediante una instalación donde mezcla la captura de imágenes, una guitarra y una pistola en 3D fabricada con los punteros recursos que posee LABoral, recrea y crea el perfil de una época bajo una nueva estética al estilo low tech. Para Beggs, uno de los leitmotiv de su obra es que la música pop puede reflejar la Cultura y a su vez, las obras de arte pueden funcionar como canciones pop, tal y como él mismo explica en esta entrevista realizada con motivo de la exposición.

Neal Beggs Red River Valley_Traslaciones

Neal Beggs durante el montaje de su instalación. Foto: LABoral / S.Redruello

Por su parte, Regina Dejiménez en Reinos en traslación: el cobre, que comparte espacio con Neal Beggs, nos ofrece una visión completamente distinta, centrada en los diferentes usos-estados de la materia. En concreto, del cobre  y su utilidad a lo largo de la historia, comenzando por su relación con la alquimia y terminando hoy día con sus propiedades electrónicas de conductividad. El resultado son obras muy poéticas y llenas de simbolismo en las que se entremezclan fotografías tomadas en las minas que la artista ha ido visitando en Asturias con otras piezas con elementos líquidos que son mezcla o proceden del cobre. Un estudio muy significativo sobre la transformación de lo natural aplicado a la cultura.

La artista Regina Dejiménez trabajando durante su residencia en LABoral

La artista Regina Dejiménez trabajando durante su residencia en LABoral. Foto: LABoral / S.Redruello

Trasladándonos a LABoral, nos encontramos con la pieza Ways of Seeing de la pareja artística Bevis Martin & Charlie Youle. Su caso, en concreto, es un claro ejemplo de cómo los recursos tecnológicos que aporta LABoral son vitales pero el desarrollo de la obra de sus artistas en residencia, ya que pueden provocar el comienzo de un nuevo proyecto como ha sido éste el caso. En su taller en Nantes trabajaban con cerámicas y no disponían de esta tecnología, que puesta a su disposición en el fabLAB, ha permitido a este dúo artístico explorar el comportamiento del artefacto u objeto en la cuarta dimensión.

Durante su residencia artística han recopilado las diferentes maneras en la que las distintas personas han intentado explicar cómo funciona el objeto en la cuarta dimensión a través de dibujos o textos. De nuevo, la ciudad de Gijón les ha ayudado en su búsqueda con visitas a distintos museos de localidad -Museo del Ferrocarril, Termas romanas y el Parque Arqueológico-Natural de la Campa Torres-. El resultado, basado en una combinación de la práctica primitiva del modelado y la alta tecnología, son esculturas virtuales que intentan acercarse a una simulación de la ya mencionada cuarta dimensión. Geometría, modelización, y sobre todo, la transmisión del conocimiento son conceptos fundamentales en su obra.

Imagen del proceso de creación de Ways of Seeing

Imagen del proceso de creación de Ways of Seeing. Foto: LABoral / S.Redruello

Por último y retomando la exploración sonora de la que también bebe Neal Beggs, aparece el nombre del artista Fran MeanaEl límite del tiempo se trata de una instalación formada por pistas de audio sincronizadas en altavoces verticales que recrean una conversación. Fundamentalmente, su trabajo investiga las relaciones entre las formas de producción y la construcción del imaginario. Para ello, genera elementos de ficción para causar deliberadas lecturas erróneas. Durante su residencia trabajó intensamente un guión ficticio para luego trasladarlo al texto con procesamiento de las voces. El resultado final expuesto al visitante son tres voces que apuntan a tres tiempos y a tres modelos sociales, pero que, en realidad, es la misma voz trabajada de diferentes maneras. De nuevo, las fronteras entre lo real y lo ficticio se diluyen para arrojarnos una nueva realidad per se y en sí misma.

Sin duda, esta exposición prosigue la línea de trabajo creada por LABoral, reivindicando la pérdida de puntos de referencia y donde realidad y ficción se dan la mano para abandonar su antaño tradicional antagonía.

Fran Meana

Fran Meana realizando pruebas de su sonido en su pieza. Foto: LABoral / S.Redruello

Quizá te interese también

El mundo como prisión en el IVAM
La belleza tecnológica de Daniel Canogar
Cristina Lucas en Alcalá 31
La Colección BEEP de Arte Electrónico, protagonista de una exposición

Deja un comentario.